El nuncio Aldo Giordano adelantó que con las observaciones de las partes los facilitadores construirán un nuevo “documento base para una nueva etapa” de las conversaciones.

El documento presentado por los mediadores de la mesa de diálogo no ha sido bien acogido por los partidos de la M.U.D. Consideran que gran parte de las 21 propuestas ameritarían la toma de decisiones fuera de la Constitución.

El alcalde de Sucre y representante de la M.U.D. en la mesa de diálogo, Carlos Ocariz, a nombre de P.J., calificó de “inaceptables” los términos del documento: “Por supuesto no estamos de acuerdo, ni lo avalamos, ni lo aceptamos en los términos que está planteado”.

El pliego de propuestas se titula “Acuerdo de convivencia democrática”. Sin embargo, el diputado de Vente Venezuela, Winston Flores, considera que el enfoque mismo es errado: “No podemos hablar de convivencia. No puede existir convivencia cuando estamos en dictadura”. Señaló que es ilógico reconocer al presidente Nicolás Maduro, a pocas semanas de declararle el abandono de cargo. Criticó que los mediadores se refieran a los presos políticos como “personas detenidas”.

En el partido Avanzada Progresista valoran positivamente las propuestas de los facilitadores, aunque tienen algunas objeciones que esperan presentar a la M.U.D. cuando se convoque la reunión del G-9.

En desacuerdo. El sábado 21 hubo una encerrona entre representantes de A.D., U.N.T., V.P., P.J., y V.V., entre otros. “Sorpresivamente para mí, la mayoría, por no decir todos los presentes, plantearon objeciones y cuestionaron el documento de los mediadores”, dijo uno de los asistentes al cónclave, bajo condición de anonimato.

Uno de los principales puntos de rechazo es la propuesta que el Parlamento avale los compromisos de endeudamiento adquiridos por el gobierno a sus espaldas. Aunque la alianza no se ha fijado un plazo para responder a los mediadores, el tiempo acordado con los facilitadores es a finales de esta semana. A.D. y P.J. adelantaron públicamente su rechazo. La M.U.D. sistematizará todas las objeciones y sugerencias de los partidos y a partir de ahí elaborarán una respuesta oficial.

El documento. El “Acuerdo de convivencia democrática” contiene 21 propuestas divididas en 5 áreas: respeto institucional gobierno-Asamblea Nacional, verdad y justicia, “revisión de los casos de los privados de libertad”, ayuda humanitaria y crisis económica. Cabe destacar que la mayoría de las acciones pasa por la aprobación del T.S.J., aunque no sea su competencia.

En el área económica se propone, entre otros, “explorar la voluntad para que la A.N. apruebe el presupuesto y la Ley de Endeudamiento” y posteriormente “considerar la posibilidad de un acto jurídico por el que la A.N. se compromete a honrar los compromisos financieros de la República”.

En el área de verdad y justicia, por ejemplo, se plantea revisar los tipos de delitos de las “personas privadas de libertad”, identificar a quienes tienen problemas de salud y adoptar “una Ley de Amnistía acordada por las partes” en esos casos.

Adicionalmente los mediadores piden a las partes “respeto, reconocimiento y convivencia”, “confianza en la neutralidad de la tarea y propuestas de los acompañantes” y que “la comunicación de los resultados sea responsabilidad de los mediadores, previa notificación a las partes”. De esta manera, los mediadores esperan corregir los errores que llevaron al fracaso el proceso diálogo durante 2016.

El nuncio. El nuncio Aldo Giordano aclaró ayer que el documento que está en revisión por el gobierno y la M.U.D. en ningún caso es definitivo: “Es un documento inicial de trabajo; una ocasión para el debate, para reflexionar. Los acompañantes vamos a recibir las observaciones a nuestras propuestas. Esperamos nosotros que podamos construir otro documento a la luz de esas observaciones, que sea aceptado por las partes, que sea un documento base para una nueva etapa del diálogo”.

El nuncio participó ayer en la sesión especial de la Asamblea Nacional para conmemorar el 23 de enero de 1958. Al respecto expresó: “Las palabras que yo escuche aquí son palabras de libertad, de democracia, de solidaridad del pueblo, de la voz del pueblo. Creo que esto es muy importante. Estamos aquí para colaborar, para que a través de la libertad, de la democracia podamos afrontar los problemas del pueblo”.

“Esperamos construir otro documento a la luz de las observaciones, que sea aceptado por las partes, que sea un documento base para una nueva etapa del diálogo”

Nuncio Aldo Giordano

Fuente informativa:

http://www.el-nacional.com/

Anuncios